La investigación sobre el asesinato del presidente de Haití, Jovenel Moïse, está tomando un nuevo giro. Según políticos locales y un informante al que EL TIEMPO tuvo acceso, las evidencias mostrarían que los exmilitares colombianos llegaron a la casa presidencial una hora después de que el mandatario había sido asesinado.

Puerto Príncipe. El asesinato del presidente Jovenel Moise, perpetrado el pasado 7 de julio, fue planificado por los supuestos autores del magnicidio en una reunión en un hotel de Santo Domingo, informó ayer la Policía de Haití.

Según declaraciones dadas por Carl Henry Destin –juez de paz del distrito de Pétion-Ville– al periódico haitiano Le Nouvelliste, el presidente Moïse fue torturado en su dormitorio, mientras su hija logró huir y uno de sus hijos fue amordazado junto a la empleada.

Más artículos...